La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Madrid, UPA Madrid, se ha manifestado satisfecha por el proyecto público de renovación del matadero de Buitrago de Lozoya (de propiedad privada y cerrado desde hace un tiempo). Además de la reforma del matadero, el proyecto prevé una ampliación de las instalaciones añadiendo una sala de despiece y de procesado. “Una excelente noticia para la ganadería de la Comunidad”, ha sentenciado UPA Madrid.

La idea es reabrir las instalaciones para uso de los ganaderos de la región y que, gracias a las nuevas salas, de ellas pueda salir el producto final para el consumidor. “Se trata de un proyecto redondo que busca la sostenibilidad”, han valorado desde UPA Madrid. “Por un lado, fortalecerá a los ganaderos y a la población rural, con todo lo que ello implica para la conservación del medio ambiente”, han explicado desde la organización. “Y, por el otro, acercará a los madrileños, quienes consumen cerca de 382.000 toneladas de carne anuales, producto de cercanía reduciendo costes económicos y medioambientales del transporte”, han concluido.

La organización agraria ha reconocido que desea que la gestión final de las instalaciones sea por parte de los propios ganaderos a través de una cooperativa según el proyecto en el que ha trabajado la propia Universidad Complutense durante los últimos dos años. Para UPA Madrid “el cooperativismo es el único modelo que empodera a los ganaderos y reparte equitativamente el beneficio”.

Por último, UPA Madrid ha agradecido la implicación en el proyecto de las distintas Administraciones y de la Universidad Complutense y, en especial, del alcalde de Buitrago de Lozoya por su impulso al proyecto.